Connect with us

PUERTO RICO

Tata Charbonier en desacuerdo con decisión de no poder ejercer notaria

San Juan, 22 jul (EFE News) – La representante María Milagros Charbonier, ha sido suspendida para ejercer su profesión de notaria durante seis meses, según ha decidido el Tribunal Supremo por violar la Ley Notarial de la isla y canónes éticos por lo que se plantea someter un recurso en defensa de los abogados en la isla.

En un comunicado, la también presidenta de la Comisión de lo Jurídico de la Cámara de Representantes, dijo que recibía la decisión “con respeto, aunque en desacuerdo” y recordó que la determinación está relacionada a una querella presentada por una ciudadana en el año 2012 por eventos relacionados a un contrato de compraventa realizado por un cliente en el 1999 y donde el único testigo en su defensa falleció.

Charbonier indicó que no ejerce la profesión desde el año 2013 y que desde el 2019 se encuentra en la entrega de todos los documentos relacionados a la profesión notarial.

La legisladora dijo estar en desacuerdo con la decisión debido a que en Puerto Rico el sistema de querellas contra abogados no permite presentar evidencia de conformidad.

Adicionalmente, la decisión fue considerada por el alto foro judicial 21 años después.

Agregó, además, que el único documento presentado por la parte querellante contiene marcas y tachaduras, aparentando haberse tratado de cambiar la fecha original del documento de 1999 a 2009.

También las firmas en el documento aparecían debajo de los nombres, no encima de estos, como es costumbre de las declaraciones juradas.

Adicional, la palabra casada también fue tachada, y la palabra declarante no había sido incluida debajo de los nombres como es costumbre en todos los documentos legales.

Charbonier presentó a través de su representación legal el historial de 34 casos en los tribunales de Puerto Rico contra la persona que se querelló en su contra.

Del documento, dijo, se desprenden sobre 34 querellas por parte de diferentes ciudadanos y representantes de la ley y orden incluyendo demandas por fraude de acreedores, alteración a la paz, obstrucción a la Justicia, entre otros delitos.

“Esa es la persona a quien el Tribunal le creyó, y que debido al proceso tan hostil contra cualquier abogado, no se nos permite presentar porque no existe la posibilidad de describir prueba en las querellas contra la práctica de la profesión legal”, señaló Charbonier.

La representante expresó que varios abogados le han realizado acercamientos con el propósito de que se eleve su caso ante el Tribunal Supremo Federal de Estados Unidos.

“En Puerto Rico todos los casos por crímenes violentos, casos civiles, violencia doméstica, entre otros, tienen un tiempo definido para atenderse en las salas de los tribunales. Inclusive, uno de los problemas más grande que tienen esos tribunales hoy día es que muchos casos prescriben porque no fueron atendidos durante el tiempo determinado. Esa es la ley, y es el derecho que le compete a los acusados”, dijo.

Sin embargo, “nosotros los abogados, en especial los notariales, que somos una profesión altamente regulada, monitoreada, y que tiene que cumplir con unos estándares mas altos para poder ejercer la profesión, no tenemos el mismo derecho a defendernos con evidencia de las querellas frívolas, o acusaciones viciosas en contra nuestra. A menudo recibo muchas llamadas de abogados a mi oficina preocupados por esta situación. Hoy, yo he sido una más en ese grupo”, concluyó.

Continue Reading
Click to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Facebook

Síguenos en Twitter

%d bloggers like this: