Contáctenos

MUNDIALES

Negaban el covid y planeaban el asesinato de un líder regional alemán

Un grupo aseguraba tener armas y estar dispuesto a cualquier sacrificio con tal de defender sus ideales y combatir la vacunación obligatoria

Michael Kretschmer, primer ministro sajón (Foto: EFE/EPA/Clemens Bilan/Archivo)

Berlín, 8 de diciembre de 2021 (EFE) – La policía del estado federado alemán de Sajonia (este) y la fiscalía de Dresde investigarán a un grupo de negacionistas de la pandemia de covid que acumulaba armas y planeaba atentar contra el primer ministro del “Land”, según un comunicado difundido hoy a los medios.

La existencia del grupo, en el que alrededor de 100 participantes defendían diversas teorías de la conspiración en relación a la pandemia a través de la app Telegram, fue desvelada este martes por una investigación de la cadena pública ZDF.

Según este medio, varios miembros del grupo se encontraron en persona en la ciudad de Dresde (este) para planear un atentado contra la vida del primer ministro sajón, Michael Kretschmer, con motivo de las restricciones anticovid impuestas por su gobierno.

“Entrar donde está el tipo, sacar al tipo y colgarlo,” resumió el administrador del chat los planes en un mensaje de voz difundido en el grupo, que compartía además contenidos de carácter antisemita.

Varios miembros aseguraban poseer armas de fuego y estar dispuestos a realizar cualquier “sacrificio” con tal de defender sus ideales y combatir la vacunación obligatoria que prepara el nuevo gobierno alemán.

Tan sólo unos días atrás, Kretschmer había pedido al ministro de Justicia designado, Marco Buschmann, reforzar la vigilancia de los grupos radicales en Telegram, que según él usan la aplicación para difundir propaganda e incitar al odio.

En las últimas semanas se han producido por toda Alemania manifestaciones y protestas de defensores de teorías de la conspiración y detractores de las medidas anticovid del gobierno, con frecuencia marcadas por los incidentes con la policía y las agresiones a la prensa.

La semana pasada, un grupo de 30 personas se reunió con antorchas ante la residencia privada de la responsable de sanidad de Sajonia, Petra Köpping, en un incidente que fue condenado en duros términos por todos los partidos del espectro parlamentario.

Este martes, unos 400 manifestantes intentaron alcanzar la casa de la primera ministra del “Land” de Mecklenburgo-Pomerania Occidental (norte), Manuela Schwesig, aunque la policía les cerró el paso, y el viernes hubo un incidente similar ante la residencia del ministro de Sanidad designado, Karl Lauterbach.

Además, durante el fin de semana, un hombre que según los medios pertenecía a círculos negacionistas asesinó presuntamente a su pareja y tres hijas por temor a perder la custodia tras haber falsificado certificados de vacunación.

Continuar leyendo
Pulsar para comentar

Dejar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

 

Facebook

Síguenos en Twitter

%d bloggers like this: