Connect with us

DEPORTES

Bills aprovecha ventaja de campo; Rams y Buccaneers ganan de visitantes

Los Buccaneers bajo el liderazgo del legendario mariscal de campo Tom Brady ganaron 23-31 tras estar siempre en control del juego y el marcador

Tom Brady. Archivo / EFE

Houston (EE.UU.), 10 ene (EFE) – El fin de semana de comodines ampliados de la Liga Nacional de Fútbol Americano (NFL) comenzó pleno de acción con los triunfos de los Buffalo Bills, Los Ángeles Rams y Tampa Bay Buccaneers, que eliminaron a Indianápolis Colts, Seattle Seahawks y Washington Football Team.

Los playoffs comenzaron con un triple en cabeza por primera vez, y ninguno de los partidos decepcionó.

Buffalo fue el único equipo local que logró una victoria (27-24) ante los Colts, ya que tanto Seahawks como Washington fueron eliminados después de haber ganado en la temporada regular sus respectivas divisiones y tener la ventaja de campo en los playoffs.

Los Rams lograron la mayor sorpresa del día, ganaron a domicilio (20-30), silenciando a la ofensiva de los Seahawks a pesar de perder a un mariscal de campo por una lesión en el cuello e insertar otro solo unas semanas después de su cirugía del pulgar.

Mientras que los Buccaneers bajo el liderazgo del legendario mariscal de campo Tom Brady ganaron 23-31 tras estar siempre en control del juego y el marcador.

Los Bills no jugaron lo mejor que pudieron el sábado, pero considerando que Buffalo no ha ganado un partido de playoffs desde 1995, eso no importa.

El mariscal de campo de los Bills, Josh Allen, deseó la victoria de su equipo luego de que los Colts continuaran cortando la defensa para grandes jugadas.

Allen completó 26 de 35 intentos de pase para 324 yardas y dos touchdowns mientras corría para otras 54 yardas y una anotación, que lo dejaron como jugador decisivo en la victoria.

Los Bills ahora tendrán que esperar a conocer los resultados que se den de los partidos de comodín de la AFC que van a disputar los Pittsburgh Steelers contra los Cleveland Browns y los Tennessee Titans frente a Baltimore Ravens.

De los cuatro equipos solamente los Browns, sextos clasificados en la AFC, no les tocarían de rivales si fuesen los ganadores del partido ante los Titans, y sin importar quien sea el rival de los otros tres equipos, siempre tendrán la ventaja de campo al ser segundos clasificados.

Independientemente de los signos de interrogación que queden sobre la ofensiva de Los Ángeles Rams, la defensiva parece compensarlos y más.

Contra el mariscal de campo Russell Wilson, el receptor abierto DK Metcalf y los poderosos Seahawks, los Rams salieron a la carretera y mantuvieron a Seattle en tan solo 278 yardas totales al tiempo que forzaron dos pérdidas de balón.

Aaron Donald demostró que es uno de los linieros defensivos más feroces del fútbol con dos capturas, ya que mantuvo la presión sobre Wilson hasta que una lesión en una costilla en el tercer cuarto lo obligó a abandonar el campo.

Cuando la ofensiva de Seattle se vino abajo, los Rams apenas pudieron mantener la suya unida.

El mariscal de campo de segunda línea John Wolford fue fichado para comenzar, pero solo duró hasta la segunda serie del equipo cuando una lesión en el cuello lo obligó a abandonar el juego y, temporalmente, lo envió al hospital para una evaluación adicional.

Eso significó que el titular Jared Goff, quien se sometió a una cirugía el 28 de diciembre, se vio obligado a volver a la acción.

Goff completó nueve de 19 intentos de pase para 115 yardas y un touchdown, mientras que el corredor Cam Akers hizo la mayor parte del trabajo pesado con 131 yardas y un touchdown en 28 acarreos.

Ahora los Rams, sextos clasificados en la NFC, esperan a conocer al ganador del partido que este domingo van a disputar los Saints de Nueva Orleans ante los Bears de Chicago.

Un triunfo de los Saints, números dos de la NFC, los dejaría como sus próximos rivales a los que tendrían que visitar en el Superdome de Nueva Orleans, mientras que si ganasen los Bears, séptimos, el viaje tendrían que hacerlo hasta Tampa Bay para enfrentarse a los Buccaneers, quintos, los esperarían con Brady al frente.

Precisamente, Brady fue el artífice principal del triunfo que permitió a los Buccaneers seguir en la competición de los playoffs.

Mientras que Washington continuó la tendencia de problemas con el mariscal de campo cuando Taylor Heinicke hizo su debut en la postemporada después que el titular Alex Smith fue baja.

Nada de eso le importaba a Brady, quien se convirtió en el mariscal de campo de mayor edad en la historia de la NFL en registrar un pase de touchdown en un juego de playoffs, ya que Tampa Bay nunca quedó atrás en la victoria como visitante.

Brady pasó para 381 yardas y dos touchdowns, sin interceptaciones y a sus 43 años, 159 días, superó a George Blanda como el jugador de mayor edad en lanzar un pase de anotación en un partido de playoffs. Una conexión anotadora de 36 yardas con el receptor abierto Antonio Brown, que fue la más larga que ha tenido en los playoffs desde el 2011.

Continue Reading
Click to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Facebook

Síguenos en Twitter

%d bloggers like this: