Connect with us

AMBIENTE

Sequía en Puerto Rico se amplía al 60%, agregando otra preocupación a la isla

Los niveles de sequedad podrían empeorar en los próximos días, debido a que no se avistan bandas de lluvia sobre la isla

Fotografía del 3 de mayo donde se muestra una parte de las montañas áridas en Salinas, uno de los municipios del sur de Puerto Rico más afectados por la sequía. EFE/Jorge Muñiz

San Juan, 4 jun (EFE News) – Junto a la pandemia por el COVID-19 y el inicio de la temporada de huracanes, Puerto Rico une ahora la preocupación por la sequía que afecta a más del 60 por ciento del territorio de la isla.

Así lo reportó este jueves el Monitor de Sequía de los Estados Unidos en su página web, donde detalla que actualmente, el 66.08% de Puerto Rico se encuentra anormalmente seco.

La semana pasada dicho porcentaje se encontraba en el 49.38%, de acuerdo con el organismo.

AUMENTA LA SEQUÍA MODERADA AL 14%

Mientras tanto, el porcentaje de sequía moderada en la isla se elevó al 14.06%, después de que en las pasadas dos semanas se mantuviese en el 9.21%. Hace un año estaba en el 15.54%.

El término de sequía moderada significa que algunos pastizales o cultivos han sido dañados, y que las fuentes, corrientes, embalses o pozos están bajos, y se están desarrollando condiciones de escasez de agua o están por desarrollar.

Ante ello, el Servicio Nacional de Meteorología (SNM), en San Juan, emitió este jueves un comunicado especial para los pueblos de la costa sur de la isla, indicando que se encuentran bajo un riesgo elevado de propagación de incendios forestales.

Y, debido a la falta de precipitación en la pasada semana, la sequedad anormal se expandió a San Juan, mientras que la sequedad moderada se extendió a otras zonas del sur de la isla, donde no se registraron lloviznas y el suelo húmedo y el flujo de corriente de agua en los cuerpos de agua disminuyó.

Según una imagen del organismo estadounidense, 12 de los 78 municipios en Puerto Rico se encuentran en sequía moderada.

Estos van desde la zona suroeste de Guánica, Yauco, Guayanilla, Peñuelas, Ponce, Juana Díaz, Villalba, Santa Isabel, Coamo, Salinas, Aibonito hasta llegar a Guayama.

NO SE VISLUMBRA LLUVIA PRÓXIMAMENTE

Los niveles de sequedad, sin embargo, podrían empeorar en los próximos días, debido a que no se avistan bandas de lluvia sobre la isla, dijo hoy a Efe la meteoróloga Lee Ann Inglés, del SNM, en San Juan.

“Ahora mismo, en lo que viene siendo el periodo corto, de más o menos una semana, no se espera que haya actividad de lluvia hasta mitad de la próxima semana”, explicó Inglés.

La experta indicó que la falta de precipitación sobre la isla se debe a que hay una masa de aire seco sobre el territorio caribeño.

“Hay ondas saliendo de África, que pueden traer algún tipo de humedad, pero hay que ver si se desarrollan o se degradan o se disipan a través del área”, abundó.

“Sabemos que mayo es uno de los meses más lluviosos, pero no hemos visto eso, porque hay bastante aire seco en el área. Pero para los próximas veces, pues quizás podamos ver una mejora”, indicó Inglés.

El SNM, a su vez, pronosticó que para este jueves habrán tronadas y aguaceros dispersos sobre sectores de la zona oeste de Puerto Rico.

SIN LLUVIA, DISMINUYEN LA CAPACIDAD DE LOS EMBALSES

Pero, ante los venideros pronósticos de falta de lluvia sobre la isla y que ocasionará que la sequía empeore, así también se afectarían la capacidad de los embalses al disminuir sus niveles y provocando que las autoridades tomen alguna acción de racionar el suministro de agua.

Ante ello, Inglés alertó a la ciudadanía a que más que estar “preocupados, hay que estar preparados, porque si sabemos que es una situación que no es de un día para otro y esto sigue un patrón, la gente debería de prepararse ante cualquier racionamiento”.

“Mientras tengamos el pronóstico como esta, pues preparémonos”, enfatizó.

Según publica este jueves la Autoridad de Acueductos y Alcantarillados en su página web, el embalse Carraízo, que le suple agua potable a una gran parte de la zona metropolitana de San Juan, se sitúa en 39.1, siendo su nivel óptimo en 39.7, mientras que su nivel de ajuste es 37.2.

Mientras tanto, algunos embalses de la zona sur, como Carite, en Guayama, alcanzó su nivel óptimo de 542 metros, acercándose a su nivel de ajuste de 537, mientras que Cerrillos, en Ponce, se sitúa en 162.8 metros, aproximándose a los 160 metros del nivel óptimo, aunque un poco distancia para su ajuste de 149.4 metros.

Puerto Rico no es el único área del Caribe afectado por este severo problema, pues las autoridades del suministro de agua de las islas de San Vicente y las Granadinas pidieron a sus habitantes que recen para que por lo menos caiga lluvia dos veces en semana por los próximas días debido a la situación de sequedad.

Continue Reading
Click to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Facebook

Síguenos en Twitter

%d bloggers like this: